El Ayuntamiento de Cádiz sigue avanzando en la implementación de medidas de ahorro y eficiencia energética con la reprogramación del horario de apagado de parte del alumbrado público ornamental, que pasará de apagarse a las 2 de la madrugada, como se venía haciendo hasta ahora, a las 12 de la medianoche.

El alcalde de la ciudad y concejal de Transición Energética, José María González, recuerda que “estamos haciendo un trabajo muy minucioso e importante para seguir mejorando dentro del Ayuntamiento, pero también en la gestión más eficiente de la ciudad”, de tal modo que “seguimos reduciendo gastos y evitando el derroche de recursos económicos que repercutirán positivamente y revertirán en las arcas municipales y, por tanto, en la ciudadanía, más aún en un contexto de crisis energética y con los altos precios que estamos sobrellevando en la actualidad”. 

Se trata de otro nuevo paso cuyo ahorro estimado supondrá dejar de  consumir unos 3.915 kWh al mes (46.980kWh anuales), que se correspondería por ejemplo al consumo mensual que realizan las bibliotecas municipales Adolfo Suárez, Celestino Mutis y Santa María juntas, o el gasto energético mensual del Mercado Central de Abastos.

Elementos ornamentales

Entre los elementos ornamentales que se reprogramará el apagado se encuentran parte de las Puertas de Tierra, el árbol del Mora, parte del alumbrado del Castillo de Santa Catalina, el Gran Teatro Falla, el Palacio de Congresos, el Casino Gaditano, la torre Tavira, así como algunos pequeños monumentos e iglesias de la ciudad.

Este nuevo paso viene a dar respuesta al compromiso municipal con la actual situación de crisis y el RD 14/2022 de medidas de eficiencia y ahorro energético impulsada en agosto por el Gobierno. También viene a complementar a la medida sobre alumbrado navideño consensuado con los comerciantes de la ciudad, que ha estimado la fecha del viernes 2 de diciembre para el encendido del alumbrado extraordinario de Navidad, cumpliendo así las recomendaciones de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y de la Red de Ciudades por el Clima.

El regidor ha abundado en que “no solo hemos conseguido obtener un nuevo ahorro económico, sino que este conjunto de actuaciones en materia de ahorro y eficiencia energética van a permitir de manera directa contribuir a la protección del medio ambiente y el consumo responsable, con la reducción de las emisiones de CO2”.