El alcalde de Cádiz, José María González, y la concejala delegada de Medio Ambiente, Rocío Sáez, han procedido hoy al izado de las Banderas Azules en las playas Victoria y La Caleta, y desde esta jornada también ondean en las playas de Santa María del Mar y Cortadura.

El regidor ha expresado su “enorme satisfacción” por la consecución, un año más, de este distintivo en toda la costa, “puesto que no sólo certifica que se está haciendo un buen trabajo para mantener la calidad de los servicios que se prestan en nuestras playas, sino que también es una garantía para los gaditanos y gaditanas y todas aquellas personas que nos visitan durante la temporada estival”.

Es por ello que González ha tenido palabras de agradecimiento para todos los trabajadores y trabajadoras de los servicios de playas por “su implicación y esfuerzo no sólo en verano, sino durante todos los días del año para que nuestras playas tengan estos estándares de calidad”. E igualmente, ha dado las gracias a los gaditanos y gaditanas porque “nuestras playas son de las mejores de Europa y eso se debe a un trabajo colectivo no sólo de los servicios municipales, sino también de la ciudadanía que cuida y mima el litoral”.

El primer edil ha celebrado que las Banderas Azules vuelvan a ondear en las cuatro playas gaditanas, y más aún en un contexto de recuperación económica y de post pandemia como el de este año. “Teniendo en cuenta que nuestras playas son uno de nuestros principales activos económicos, esta certificaciones para toda la costa gaditana suponen un espaldarazo y un apoyo más para la recuperación de sectores de la ciudad que han sido muy castigados por la Covid-19, como son el comercio, el turismo y la hostelería”. “Con estas Banderas Azules se está diciendo que nuestras playas son seguras y que son un dinamizador económico”, ha apostillado.

Para Sáez, contar un año más con las cuatro insignias es “motivo de orgullo”, resaltando que este galardón “no cae del cielo, sino que se concede tras la realización de auditorías internas y externas, así como de encuestas de calidad de los usuarios y usuarias de las playas con las que se certifica que se cumple con todos los requisitos y parámetros que las Banderas Azules exigen”. En este sentido, ha explicado que los criterios que una playa con Bandera Azul debe cumplir se dividen en cuatro grandes bloques: Información y educación ambiental, calidad el agua, gestión ambiental y seguridad y servicios. “En todos cumplimos con nota por el buen trabajo que se viene haciendo en nuestra costa”, ha apuntado al respecto.

Es por ello que acto seguido la concejala también ha tenido palabras de agradecimiento para los técnicos municipales de la Delegación de Playas y para los trabajadores y trabajadoras de los servicios municipales de playa.

“Las playas de Cádiz se disfrutan, pero ese disfrute va acompasado y acompañado de un cuidado y protección de las playas como elemento natural y tesoro medioambiental de la ciudad, y estas banderas así lo certifican”. Al igual, también, que otros certificados que se han concedido a las playas gaditanas y que en forma de bandera también ondean ya en la costa. Se trata de la Q de Calidad Turística y del Certificado UNE-EN ISO 14001, además del distintivo que se suma este año de seguridad Covid y que lleva por nombre Safe Tourism.

Estas cuatro banderas fueron izadas este mediodía en la Victoria y La Caleta de la mano del alcalde y de la concejala delegada de Medio Ambiente.

La playa Victoria ha sumado su trigésimo cuarto galardón de Bandera Azul (1987-2010, 2012-2021), Cortadura el vigésimo noveno (1992-2010 y 2012-2021), La Caleta el décimo séptimo (1996, 2006-2021) y Santa María del Mar el noveno (2013-2021).

Leer también

Moreno afirma que España no saldría de la crisis sin la ayuda de Andalucía

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, anuncia que Andalucía debe ten…