Estas jornadas, ‘Las oportunidades de la economía azul en humedales caso concreto de las marismas de la Bahía de Cádiz’, suponen una firme apuesta por la economía azul y el desarrollo sostenible en la provincia de Cádiz. Estas nacieron en un marco de una colaboración propuesta entre la asesora de programas del IAJ (Instituto Andaluz de la Juventud) en Cádiz, Esther Simancas, y el profesor Alejandro Pérez Hurtado de Mendoza, director de los Servicios Centrales de Investigación en Salinas (Salinas la Esperanza) de la UCA.

Su fecha está fijada para el próximo 22 de septiembre en el Centro de Transferencia empresarial del Olivillo, en la plaza Simón Bolívar de Cádiz, en horario 9 a 14 horas. Está dirigida a jóvenes con edades comprendidas entre 18 y 35 años.

Las jornadas se encuadran dentro del proyecto ‘Emprendimiento azul y diversificación económica en la marisma litoral salinera en el siglo XXI. Nuevo retos y oportunidades’. Este lo desarrolla la Universidad de Cádiz y está financiado por el Fondo Social Europeo a través de la Fundación Biodiversidad del Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico.

Consiste en una sesión presencial teórico-práctica. Aquí los asistentes conocerán la situación climática actual, la importancia de la economía azul y las oportunidades que ofrece la Bahía de Cádiz para emprender.  A través de casos concretos se mostrará cómo poner en práctica actividades emprendedoras sostenibles y respetuosas con el clima. Por último, se incluirá una parte práctica donde se resolverán dudas concretas según los propios proyectos empresariales.

Para inscripciones es necesario remitir un correo solicitándolo a proyecto.ema21@uca.es.

El proyecto ‘Emprendimiento azul y diversificación económica en la marisma y litoral en el siglo XXI. Nuevos retos y oportunidades’

Este proyecto persigue aportar a los emprendedores del siglo XXI el marco teórico-práctico más adecuado para que puedan afrontar el reto de una economía verdaderamente azul, con los recursos endógenos -o recursos propios- del territorio.

El programa se basa en tres acciones principales. Primero, cursos de formación sobre economía azul y los desafíos y oportunidades que los espacios naturales litorales ofrecen. Segundo, acompañamiento a futuros emprendedores para que puedan poner en marcha proyectos empresariales innovadores y sostenibles. Y por último, la cesión de diferentes espacios en la Salina La Esperanza para la prueba experimental de los productos para validar la idea de negocio.

Este proyecto supone una ayuda en la dinamización del territorio propiciando la formación tanto de desempleados como empresarios en activo, fomentando el emprendimiento y facilitando la creación de nuevos empleos.

Leer también

Ana Mestre valora la importancia del sector de la miel en la presentación de la revista “Sabores de Cádiz”

En la presentación de la publicación Sabores de Cádiz, en Prado del Rey, la delegada del G…