El Cádiz CF ha sido eliminado de la Copa de SM el Rey al caer en el municipal de Montilivi ante el Girona. El equipo andaluz ha perdido la oportunidad de trascender en la competición copera, y lo que es peor, ha perdido a Carlos Akapo por una lesión en la rodilla que lo ha sacado del partido en la segunda parte y que podría marginarlo de las canchas por un buen tiempo.

Los gaditanos jugaron con un equipo alternativo comandado por Fali en la zaga central y con un mediocampo liderado por Garrido y Bodiger. Álvaro Giménez y Adekanye actuaron como los encargados del ataque amarillo.

Un partido como se esperaba en la previa, muy parejo, pero con el Cádiz CF tomando el control del juego en los primeros minutos. El Girona comenzó a coger confianza en su cancha y a meter al cuadro gaditano en su área. La primera parte tuvo pocas aproximaciones de peligro por parte de los dos equipos. Un gol anulado a Samu Saiz por posición adelantada fue lo más destacado de los primeros 45 minutos.

Para la parte complementaria los dos conjuntos salieron con todo en búsqueda de la victoria, pero fue el Girona el que se pondría en ventaja apenas a los tres minutos de arrancado el segundo tiempo. Valery aprovechó un gran servicio de Nahuel Bustos para quedar solo frente a David Gil, que nada pudo hacer ante la gran definición del delantero gerundense.

La ventaja en el marcador llenó de confianza al cuadro catalán que controlaba el partido a su ritmo. El equipo de Cervera se veía tocado por el gol en contra y no le encontraba la forma al partido. Al 58′ el Girona ampliaría su renta con el segundo de Valery después de otra buena jugada de Nahuel que dejó pasar la pelota para dejar solo frente a la portería al juvenil delantero que de nueva cuenta mandó la pelota al fondo de las redes.

Cervera modificó su oncena titular con las entradas de Álex, Malbasic e Iván Alejo, un cambio de estrategia drástico, pero necesario ante el dominio de los catalanes. Con los cambios los gaditanos detuvieron el ímpetu de los locales. Corría el minuto 66′ cuando Carlos Akapo abandonaría el terreno de juego por una grave lesión de rodilla provocada por un paso en falso del jugador ilicitano.

A los 81′ Pizarro Gómez le perdonó la tarjeta roja a Ibrahima Kebe después de una dura entrada contra Saturday que solo le valío la amarilla. El marcador no se movería más y el Girona certificaba su pase a los octavos de final de la Copa del Rey con el silbatazo de Pizarro Gómez.

Los andaluces tendrán que reponerse rápido de este duro revés ya que el martes recibirán al Levante en el Ramón de Carranza en duelo correspondiente a la Liga Santander.

Leer también

El Cádiz CF no puede con el Real Betis y alarga su mala racha (0-1)

El Cádiz CF sigue sin hacer valer su localía en la temporada y han vuelto a caer en el Car…