hospital-puerta-del-mar

El Hospital Universitario Puerta del Mar de Cádiz está desarrollando medidas que permitan reducir las radiaciones ionizantes en las pruebas que tengan que realizarse a los pacientes de la Unidad de Neonatología. La iniciativa se engloba en la Estrategia de Seguridad que promueve la Consejería de Salud y Familias y que tiene por objetivo  establecer actuaciones en centros y unidades para lograr una atención cada vez más segura.

Andalucía reconoce el derecho de la ciudadanía a recibir una atención sanitaria segura y desde 2006 viene implementando políticas de seguridad del paciente dirigidas a disminuir la incidencia de daños accidentales en el marco de una atención sanitaria de calidad. En ese marco, desde el centro gaditano se ha puesto en marcha esta iniciativa, que consiste, de una parte en el reemplazo parcial de las radiografías por ecografías en aquellos casos que es posible, y en la utilización de planchas de plomo (de 0,5 mm) que protegen a los pacientes que no reciben radiografías de la radiación dispera.

Unidad de Neonatología

Y es que, los profesionales de la Unidad de Neonatología han comprobado que la mayoría de recién nacidos que ingresan en dicha unidad, precisan de alguna prueba que conlleve radiación ionizante, de forma que los bebés pueden recibir una mediana de entre 5 y 10 radiografías durante el periodo neonatal. Destacan estos profesionales que existe una creciente concienciación sobre los peligros a largo plazo de la radiación ionizante en la infancia, que se relaciona fundamentalmente con la dosis efectiva, que es incluso mayor en prematuros, porque entre otros valores, depende del peso del paciente. Pero además de todo ello, los recién nacidos ingresados en una Unidad de Cuidados Intensivos Neonatal (UCIN) reciben también la radiación dispersa procedente de las radiografías que se realizan a los pacientes que están ingresados de forma contigua, por lo que se ha decidido poner en marcha estas medidas de cara a proteger a los bebés de esta exposición.

En el caso del uso de planchas de plomo portátiles, éstas son colocadas por enfermeras o auxiliares de enfermería a ambos lados del paciente que recibe la técnica que implique radiación ionizante en la Unidad, ya sea en la UCIN o en el área de hospitalización de recién nacido que no presentan un estado crítico.  Desde el centro se ha evaluado el uso de esta técnica y las mediciones realizadas han demostrado que con las planchas de plomo se reduce la radiación dispersa unas 60 veces en los pacientes de incubadoras contiguas.

Han reducido un 30% el número de radiografías

En el caso de la ecografía a pie de cada, se está utilizando por los facultativos para la valoración de la patología cerebral, cardiaca, pulmonar, abdominal o de dispositivos (tubo endotraqueal, vías centrales, sondaje vesical), lo cual ha permitido reducir de momento un 30% el número de radiografías que se realizan en la Unidad, con la reducción consiguiente de radiación ionizante que reciben tanto los pacientes como el resto de bebés ingresados.

La Consejería de Salud y Familias, a través de la Secretaría General de I+D+i y en colaboración con la Escuela Andaluza de Salud Pública, cuenta con la web ESSPA de la Estrategia para la Seguridad del Paciente (www.seguridadpaciente.es), un espacio virtual corporativo, que permite la coordinación, la colaboración, la transmisión de información y la comunicación en torno a este ámbito de la asistencia.

Leer también

San Fernando diseña una Navidad en la que «lo verdaderamente importante es vivirla juntos»

San Fernando contará este año con una amplia y variada programación para disfrutar de la N…