El pasado mes de mayo, los diecinueve condenados por el caso de los ERES comparecieron ante el Tribunal Supremo para presentar sus recursos. Este martes, el Tribunal ha avanzado el fallo de la sentencia sobre el caso de los ERE. La Sala de lo Penal del alto tribunal se ha posicionado a por tres a dos votos a favor del criterio de la Audiencia Provincial de Sevilla. De esta forma, se confirma la pena de seis años de prisión para José Antonio Griñán, responsable de un delito de malversación y prevaricación. También, los nueve años de inhabilitación para Manuel Chaves, condenado únicamente por prevaricación.

La investigación de los ERES comenzó hace 11 años y se refiere a la concesión de 680 millones de euros en ayudas sociolaborales y a empresas en crisis en el periodo 2000-2009.

Tal y como se ha podido conocer, dos de los tres magistrados del tribunal -Ana Ferrer y Susana Polo- han mostrado desacuerdo con el fallo. Ambas se inclinaban a estimar el recurso de Griñán que solicitaba su absolución del delito de malversación que le hubiera hecho evitar la pena de cárcel.

Sin embargo, el Tribunal Supremo sí ha estimado los recursos de otros tres ex altos cargos condenados y ha acordado anular la sentencia de la Audiencia Provincial de Sevilla y dictar una nueva. Estos han sido los ex secretarios generales técnicos de la Consejería de Empleo Javier Aguado Hinojal, Juan Francisco Sánchez García y Lourdes Medina Varo, a los que absuelven del delito continuado de prevaricación administrativa.

Nueve cargos a prisión

Se espera que el texto íntegro de la sentencia se publique en el mes de septiembre. Además de la del expresidente Griñán (seis años y dos días), se han confirmado penas de prisión a los ex consejeros Antonio Fernández (siete años, 11 meses y un día de prisión), José Antonio Viera (siete años y un día de prisión), Carmen Martínez Aguayo (seis años y dos días de prisión) y Francisco Vallejo (siete años y un día de prisión), así como los ex viceconsejeros Agustín Barberá (siete años y un día de prisión) y Jesús María Rodríguez Román (seis años y dos días de prisión), el ex director general de Trabajo Juan Márquez (siete años y un día de prisión) y el ex director general de la agencia Idea Miguel Ángel Serrano Aguilar (seis años, seis meses y un día de prisión).