Diakhaby-acusa-de-insulto-racista-a-Cala-del-Cádiz

Cádiz y Valencia, dos ciudades, Cádiz CF y Valencia CF, dos clubes y Cala y Diakhaby, dos jugadores que protagonizaron una disputa lamentable en la que el central francés recriminó un supuesto insulto racista al central sevillano. Un episodio triste en el fútbol actual que sobrevoló Carranza y que contó con el amago valencianista de retirarse del choque.

Tras varios minutos de incertidumbre, una retirada del campo de ambos equipos, se reanudó el choque sin Diakhaby, pero con Cala y con un comunicado del Valencia CF justo en la reanudación del partido. “El equipo se ha reunido y decide volver para luchar por el escudo pero firme en la condena al racismo de todo el @valenciacf en todas sus formas”. Fue el primer comentario oficial que nombraba la palabra racismo.

El fútbol actual cuenta con una triste y larga lucha contra el racismo. En los años de Webó y de Eto’o se vivieron episodios lamentabilísimos de aficionados insultando a estos jugadores marcados y señalados por el color de su piel. Venían de la grada y la persecución de la Liga sancionaba a los infractores.

En 2020 fue Iñaki Williams, jugador del Athletic Club de Bilbao denunció insultos racistas en la grada del Espanyol. Tras analizar los audios captados por las televisiones, la Fiscalía de delitos de Odio de Barcelona interpuso una querella contra varios de los aficionados que insultaron al delantero.

Pero son pocas las situaciones en las que un jugador denuncia a otro en el terreno de juego como sí ha hecho Diakhaby y el Valencia CF. Fue  comienzos de la presente temporada, cuando Neymar, futbolista del PSG, denunció insultos racistas por parte de Álvaro González, del Marsella. El futbolista español negó las acusaciones y no hubo sanción por parte de la Ligue 1.

En episodios tristes y deleznables como estos también se vio inmerso el actual delantero del Atlético de Madrid, Luis Suárez cuando militaba en el Liverpool. Las denuncias del lateral francés Evra propiciaron que la federación inglesa tomara cartas en el asunto y sancionara al delantero con ocho partidos.

Durante toda la historia se han vivido situaciones que no deberían darse, como las del Ramón de Carranza, vacío y sin gente pero que enmudeció aún más con la rabia del central francés que no volvió a jugar y recibió el apoyo público de su club que se convirtió en una acusación directa a Cala:

“Nuestro TOTAL APOYO a @Diakhaby_5 𝗡𝗢 𝗔𝗟 𝗥𝗔𝗖𝗜𝗦𝗠𝗢 El jugador, que ha recibido un insulto racista, ha pedido a sus compañeros que vuelvan al campo a luchar. TODOS CONTIGO, MOUCTAR”

Habrá que ver si se demuestra o no el supuesto insulto racista de Cala y la decisión que tomará la Liga de Fútbol Profesional al respecto.

Leer también

La Ley de Memoria Democrática y sus consecuencias

El ayuntamiento de Cádiz se ha propuesto cumplir a rajatabla con la Ley de Memoria Democrá…