album-art

Libertad con cargos a dos de los ocho detenidos por la muerte de dos guardias civiles en Barbate

Dos de los ocho detenidos por la muerte de dos agentes de la Guardia Civil a los que embistieron el pasado viernes con una narcolancha han quedado en libertad provisional con cargos tras declarar ante el juez de Barbate (Cádiz) que instruye el caso. La llegada a los juzgados ha estado acompañada de los insultos y reproches de los vecinos que se han aglomerado en los accesos.

Se trata de los dos hombres que fueron en un coche a Sotogrande a buscar a algunas de las seis personas que estaban en la narcolancha que acabó con la vida de Miguel Ángel González Gómez, de 39 años, natural del municipio gaditano de San Fernando, miembro del Grupo de Especialistas en Actividades Subacúaticas (GEAS), con pareja y una hija; y David Pérez Carracedo, de 43 años, natural de Barcelona, integrante del Grupo de Acción Rápida (GAR).

Los dos detenidos que han quedado en libertad con cargos salieron por su propio pie del juzgado y el resto continúa allí para prestar declaración. Estos dos españoles tienen 34 y 54 años y cuentan con antecedentes por tráfico de drogas y contrabando. El arresto se produjo el primer día de los hechos como presuntos delitos de encubrimiento y resistencia grave a la autoridad. Se les sorprendió cuando iban a recoger a los tripulantes de la narcolancha en un vehículo después de que los mismos embarrancasen la lancha en una playa de La Línea.

A su salida del Juzgado han defendido que “no estaban haciendo nada”, que “no han matado a nadie” y que no iban a bordo de la embarcación que arrolló a los dos agentes.

Comparte esta noticia
Ir al contenido