La digitalización está en el camino de las pequeñas empresas. «Nadie duda de que la transformación digital es clave para competir en un mercado cada vez más global y cambiante. Cada día aparecen nuevas herramientas y soluciones tecnológicas aplicadas a la empresa y es necesario formar y asesorar al colectivo empresarial para que conozcan todas las opciones existentes y cuáles son mejores para su negocio”. Así lo ha explicado la delegada de empleo, Regla Moreno.

Así ha animado al empresariado isleño a solicitar esta ayuda. «Para el tejido empresarial es muy importante modernizarse y ser cada vez más competitivos en una sociedad que cada vez está más digitalizada”.

Dos tipos de consultoría

Según exponen desde el consitorio, este servicio de consultoría personalizada e individualizada permitirá disponer al beneficiario tener su propia hoja de ruta digital más eficiente y competitiva. Dependiendo del tamaño de la Pyme, su objetivo y sus necesidades existirán dos tipos de consultoría.

En la primera se primará la relación con el cliente mejorando la imagen de la empresa. Además de atraer y fidelizar a nuevos clientes con herramientas de marketing y canales de comercio online.

La segunda se centrará en ganar competitividad automatizando procesos y optimizando todos los recursos de la empresa.

Esta ayuda permitirá al empresariado “tener a disposición un equipo de expertos a coste cero que defina las soluciones más útiles para su negocio, le acompañe en la puesta en marcha de las más prioritarias y le ayude a buscar la financiación que necesite”, ha dicho Moreno.

Las pymes interesadas pueden solicitar la ayuda de forma telemática. Entre los requisitos, la empresa deberá acreditar que posee menos de 250 personas. También la documentación sobre que el volumen de negocio anual no excede de 50 millones o el balance general anual no excede de 43 millones de euros. Finalmente, la acreditación del inicio de actividad y desarrollo de actividad económica en Andalucía.

Share